¿Porqué utilizar InterBase?

(Publicado en la revista Síntesis, en abril de 2001. http://www.grupoalbor.com/foro/index.php/topic,56.0.html)

La creación de un buen software es producto de un buen análisis y diseño, un programador experimentado y el uso de herramientas confiables y eficientes. Por eso la elección de una base de datos es un punto crucial para crear buenos desarrollos de software administrativo.


Para cualquier desarrollador de software, la elección de las herramientas adecuadas es un tema muy delicado e importante, tanto así que si estamos leyendo una revista como Síntesis, es porque gustamos de utlilizar las herramientas de desarrollo de Borland, las cuales -al menos así lo creo yo-, son de gran calidad, eficiencia, facilidad de uso y poder.


 


Desgraciadamente -o afortunadamente- el desarrollo de programas y sistemas de información no se limita al uso de lenguajes de programación de uso general, sino que existen otras herramientas y aplicaciones de software necesarias para esto, que nos ayudan desde la concepción, análisis y diseño de un software hasta la implantación del mismo.


 


Un tema muy importante en este último rubro son las bases de datos. Podemos dividir a las aplicaciones creadas con Delphi/C Builder en dos grandes categorías: Software de aplicación y software de administración. Por lo común en la segunda categoría se utilizan manejadores de base de datos que nos permiten la administración de la información en bases de datos relacionales. Éstos nos proveen de las herramientas para agregar, modificar, eliminar y consultar los datos sin necesidad de manipular directamente los archivos. Generalmente cuando empezamos a programar con Delphi/C Builder, utilizamos las características de manejo base de datos que vienen integradas con el producto, en este caso, la Borland Database Engine (BDE).


 


La BDE fue concebida como una interfaz que permite el manejo de bases de datos locales (de archivos) del tipo de dBase y Paradox. También las versiones Enterprise (Client/Server) de Delphi/C Builder permiten conectarse a servidores de bases de datos SQL, como lo es Oracle, DB2, Sybase, MS SQL Server, Informix,e InterBase. Y dada sus capacidades de expansión, también puede manipular conexiones por medio de ODBC con prácticamente cualquier base de datos que cuente con un driver (interfase,

manejador) de este tipo.


 


Lo cierto es que generalmente empezamos a utilizar bases de datos en Delphi/C Builder utilizando tablas dBase o Paradox. Quiero suponer que empezamos con estos formatos por dos grandes razones: La primera es el costo. Delphi/C Builder en su versión Enterprise tiene un costo elevado, y está -como su nombre lo indica-, enfocado al uso y consumo de parte de empresas. Además, para desarrollar con alguna de las bases de datos SQL, es necesario contar con ese software, lo que implica otro gasto en licencias de uso. La otra gran razón es la sencillez de uso de las tablas dBase y Paradox. Sólo requiere crearlas con alguna utilería -en este caso, el Database Desktop- y no es necesario aprender complicadas instrucciones de SQL ni conceptos relacionados con las bases de datos de peso mayor.

Por lo tanto, todos -o casi todos- los que utilizamos Delphi/C Builder para desarrollar software administrativo, hemos empezado utilizando este tipo de archivos de base de datos. Y en un principio las cosas funcionan muy bien. Por ejemplo, Paradox trae características interesantes como lo son las llaves primarias, la integridad referencial, contraseñas integradas, y validación en los campos. Además, se pueden manipular los datos con SQL, y hacer complejas consultas también con este lenguaje, ¿Qué más queremos?


 


Pero de vez en cuando suceden cosas que no nos gustan, y lo más común es la corrupción de índices, sobre todo cuando hay varios usuarios compartiendo la misma base de datos. También tenemos que verificar que todos estén utilizando el mismo archivo Pdoxusrs.net, y jamás utilizar una computadora con Windows como servidor de archivos -a menos que desactivemos algunas directivas del sistema operativo e inhabilitemos la escritura en segundo plano-.

Como vemos, dBase y Paradox son formatos que en sistemas con muchos usuarios empiezan a tener algunas deficiencias, por lo que en muchos casos nos vemos forzados a buscar otras opciones. En mi experiencia personal, este tipo de problemas los tuve hace ya más de dos años, y busqué alguna plataforma de base de datos que fuera barata y segura. Probé algunas, como DBISAM, de Elevate Software, al mismo tiempo que comencé a utilizar InterBase, que venía incluido en el CD de Delphi. Para ese entonces, InterBase tenía un costo similar a algunos de sus competidores, por lo que era una solución no muy barata, aunque accesible para las empresas. Por eso decidimos en la empresa en que trabajaba la adquisición de 32 licencias de InterBase 5.6 y desarrollar bajo esa plataforma de base de datos. Pero aún necesitaba algo más barato, especialmente si requería desarrollar algún sistema para algún cliente con un negocio pequeño. Mientras mi experiencia en InterBase iba creciendo, también iba descubriendo las bondades de una base de datos grande: l